De regreso a lo básico

Estándar

Conforme pasan los días y entre más observo cómo nos comportamos, cómo vivimos, más cerca creo que estamos del momento y la necesidad de “regresar a lo básico”.

Pareciera que la vida es una carrera en la que el que vaya más rápido gana, sin embargo, a veces por vivir a máxima velocidad nos olvidamos de disfrutar el momento presente, los instantes, los pequeños detalles, la magia del aquí y el ahora.

La tecnología ha agilizado y facilitado enormemente las comunicaciones y ha acortado las distancias entre millones de personas, familia, amigos, conocidos. Asimismo, nos permite realizar trámites, comprar, organizar eventos sin salir de casa. Son muchas las cosas que ha simplificado, pero muchas otras las que ha complicado.

Ahora vivimos dependientes de computadora, pegados al celular, incluso ya ni siquiera nos sabemos las rutas para llegar a cierta dirección porque esperamos que Waze o Google Maps nos guíen para llegar en el menor tiempo. ¿Cuál es la prisa?

de-regreso-a-lo-básicoCuanto más rápido pasa la vida, más pido a gritos que “regresemos a lo básico”. Aquí algunos ejemplos:

  • Saborear una deliciosa comida en familia, acompañados de una rica plática, sin celulares.
  • Tomar tu carro y dirigirte a visitar a ese amigo, sin invitar y escuchar a la “señora” del navegador.
  • Ir hacer la compra semanal al supermercado, tomándote tu tiempo, sin prisas.
  • Pasar un fin de semana sin estar pegado al celular pendiente del correo que puede llegar….
  • Llamar a esa persona especial para felicitarla por sus cumpleaños y escuchar su voz en lugar de escribir un mensaje vía WhatsApp.
  • Entretenerse yendo de compras al centro comercial en vez de hacerlo en línea.
  • Sentarse a leer en un parque inmerso en el ruido de la naturaleza y de uno que otro coche, ¿porqué no?
  • Mirar a un ser querido a los ojos y decirle lo que sientes, corazón a corazón.
  • Apagar el televisor y salir a jugar con los hijos o bien armar un rompecabezas en familia.
  • Vivir un día a su ritmo, sin ese sentimiento de que te vienen persiguiendo o que no te dará tiempo de nada.

Regresar a lo básico, aprovechar cada día, vivir plenamente en el aquí y el ahora, desconectados tecnológicamente y conectados los unos con los otros, haciendo una cosa a la vez.

¿Tú que dices? ¿Se te antoja? ¡Cuéntame!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s